ad 728x90

La cistitis intersticial


La cistitis intersticial


La cistitis intersticial es una inflamación crónica de la vejiga, de la que no se sabe demasiado. Los estudios epidemiológicos han revelado algunas cosas, pero la causa básica de esta afección aún no ha sido identificada. Por ejemplo, las personas con una historia familiar de cistitis poseen mayores riesgos de sufrir esta afección, y lo mismo sucede con los niños que  se mojaron en la cama hasta después de los cinco ańos. La cistitis intersticios es más común en las mujeres; se caracteriza por fuertes y repetidos deseos de orinar y dolor en la parte inferior del abdomen. A muchas personas se les diagnostica infección recurrente del tracto urinario, pero un diagnostico tal requiere un cultivo de orina, y no solo un análisis común con resultado positivo. Si no se hace el cultivo, puede darse un diagnóstico equivocado.

Los nuevos descubrimientos acerca de la afección están llevando a los medios a creer que el problema es mas común  de lo que se pensaba. De un grupo de mil pacientes, puede ser que hasta 200 sufran de cistitis en mayor o menor grado. A menudo se la asocia con otros síntomas tales como el síndrome del intestino irritable o una afección femenina denominada vulvodinia. Se cree que cuanto mas tiempo sufra dolor, deseos de orinar y disfunción de la vejiga, mas difícil es que se cure.

Existen mecanismo por el cual el dolor crónico sensibiliza los nervios de la médula espinal de manera que se incrementan en numero y actividad, por lo que la sensibilidad puede extenderse a otros órganos de la zona, causando irritación y dolor. Alrededor del ochenta por ciento de los pacientes con cistitis intersticial sufren una irritación de los músculos pélvicos en la zona denominada cinturón pélvico o músculos levatorani. Estos músculos pueden tornarse espásticos, lo que produce distensión pélvica crónica y puede interferir con la función sexual; pueden interferir con la función sexual; pueden sentirse tensos al tacto y el medico puede notar que se asemejan a bandas ajustadas. Cuando mas tiempo pasa sin tratarse, mas difícil es que el paciente se recupere.

[post_ad]

Muchas personas se benefician con cambios en la dieta y en la ingestión de liquido. Los alimentos picantes y los líquidos muy agrios pueden irritar la vejiga. La cafeína suele ser un irritante de la vejiga en muchos casos. Algunas personas reducen la ingestión de fluidos con el deseo de reducir las veces que orinan, pero esto puede resultar en una concentración cada vez mayor de sustancias irritantes.

El llevar un diario urinario permite que la persona documente la cantidad de veces que se ve forzada a orinar (lo normal es alrededor de ocho veces por día).

Controlar la cistitis intersticial no es siempre algo fácil porque requiere de paciencia y disciplina. El primer paso es modificar el régimen alimentario y regular la ingesta de agua. Una dieta más alcalina, como la vegetariana, puede contribuir a la mejoría.

También es importante que el medico este seguro del diagnostico. Es posible que quiera realizar algunas pruebas adicionales  y completar un cuestionario; también podría instilar cloruro de potasio en la vejiga o inclusive una solución por medio de  la anestesia. La prueba mas común solía ser la fotocopiaría, pero si bien puede confirmar los casos clásicos, puede pasar por alto los incipientes, que responde mejor al tratamiento.

La forma de tratar la enfermedad apunta a prevenir el traspaso lateral del dolor, por lo que evita que se amplíe la zona con malestar. Para ello, a menudo se utilizan bajas dosis de amitriptilina. Una medicación que ayuda para lograr que la pared de la vejiga sea menos permeable a los irritantes, llamada Elmirón (polisulfato pentosán), puede hacer efecto recién después de semanas de tratamiento. Pueden utilizarse relajantes musculares para ayudar  a distender o relajar los músculos del cinturón pélvico, y en esta zona los masajes y aun la estimulación eléctrica a altas frecuencias a menudo a reducido considerablemente el dolor y el malestar. Para alcanzar los mejores resulados a menudo se requiere un equipo conformado por ginécologos, urólogos, kinesiólogos, nutricionistas y enfermeros.


Autores:
Allan R. Handysides y Peter N. Landless





La cistitis intersticial thumbnail Reviewed by Elvis Santana on 4/01/2015 Rating: 5
All Rights Reserved by Aprender Todo © 2014 - 2015
Designed by Sweetheme

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.